Tres cosas que puedes hacer fácilmente para cerrar mejor tu año 2022

Imagen: Moisés Gaviria. © Huayranga

Va cerrando la primera quincena de noviembre 2022 y el fin de este año se encuentra ya a la vuelta de la esquina… Algunos cumplimos con todo o con una parte de lo que nos dijimos a principios de año… Otros ni nos acordamos qué dijimos…

Sin embargo; sin importar si eres del primer o segundo grupo, todavía le queda a este año más de un mes de existencia y en ese tiempo podemos todavía sacarle el jugo a este 2022 que se nos va…

¿Cómo podemos hacerlo?

A continuación te dejo una lista de tres cosas que puedes hacer fácilmente para cerrar este año 2022 mucho mejor de lo que quizá te estés alucinando en este instante… 🙂

1. Renuncia a ese trabajo en el que eres infeliz

Puede que de primer impacto te parezca un asunto alucinante renunciar a tu trabajo aunque reconozcas que eres muy infeliz ahí… Pero la verdad es que es bastante sencillo en términos generales… Uno agarra y renuncia… Y ya está… Más nada…

Lo difícil –quizá– venga después…

¿Pero qué importa si luego la cosa se pone color de hormiga? ¿No vale más la pena cambiar de dificultad aunque sea para probar qué hay del otro lado del miedo y qué se siente caminar por esta vida con valentía?

Y digo “cambiar de dificultad” porque la verdad es que pasar tantas horas de tu vida en un trabajo en el que eres infeliz también debe ser difícil… La diferencia está en que, al final del mes o a la quincena, recibes tu dinero…

Pero la verdad,  mi estimado huayranguero o huayranguera, es que cuando trabajas en un trabajo en el que eres infeliz, al final del análisis lo que estás vendiendo no son solamente las contadas horas de vida con las que viniste al mundo -que ya es mucho-, sino que también estás vendiendo tu felicidad

Así que si en este momento de tu vida estás trabajando en un trabajo en el que no eres feliz, tienes la oportunidad de renunciar inclusive en los siguientes cinco minutos (hablas personalmente con quien debas, si está cerca; haces la llamada, mandas el mail)… 

El título de esta nota habla sobre tres cosas fáciles que puedes hacer para cerrar mejor este año 2022; y renunciar, efectivamente, es muy fácil…

¿Lo que venga después? Pues dependerá en mucho de cuánto punche, sabiduría e inteligencia le pongas a lo que hagas… Quizá vayan a haber momentos difíciles también, claro que sí… Pero la persona que se enfrentará a eso será una persona valiente, una persona que no se deja amedrentar así nomás, y una persona que está dispuesta a enfrentar sus miedos para salir adelante…

Una ración de huevos, gente… Agallas… Ovarios para las leidis que se ponen serias con estos asuntos del lenguaje… Si alguno de ustedes renuncia antes del 1 de diciembre de 2022 a ese trabajo en el que es infeliz; le regalamos tres sesiones de gestión emocional gratuita, así para que no se sientan solos y tengan un empujón adicional…

Firme, ah… Nos envían un mensaje nomás por WhatsApp al 981224488 😎

2. Termina esa relación de pareja que ya no da para más

Este asunto es parecido al anterior… Se trata simplemente de salirte de una relación que ya no es fructífera para ti y que no tienes la responsabilidad de sostener…

En algunos casos duele muchísimo este cambio… Pero mantenerte ahí quizá hasta duela más… Y la vida no está hecha para eso, mi gente… La consigna no puede ser sufrir… No se pasen de pendejos…

¿Tienes hijos con esa pareja? Pues con mayor razón… No puede ser posible que el ejemplo que les quieras ofrecer a tus hijos sea el de mantener una relación de pareja en la que seas infeliz… A menos, claro, que desees eso para ellos…

Además; lo que necesitan los niños es un ambiente de amor, no un ambiente de dos personas que ya no se aman y que están juntos por las huevas o porque simplemente se cagan de miedo frente al cambio que deberían afrontar si se separasen de su pareja…

En fin; volviendo al punto central… Más allá de si tienes hijos humanos o animales (los amantes de sus mascotas lo entenderán), el asunto está en que, normalmente, el hecho de que te mantengas en una relación de pareja que ya no da más, no le hace bien ni a ti ni a nadie… Y si para alguien que no seas tú pues sí le viene bien, pues no tienes por qué poner a esa persona por encima tuyo… No-poropiro-pirón…

Como dice el título de la nota, esta idea en realidad también es fácil de llevar a cabo… Simplemente terminas con la persona y ya está… 

Lo que venga después quizá sea difícil… O quizá no… Pero igual que en el caso anterior, ya no serás la misma persona que se moría de miedo de terminar con su pareja a pesar de que la relación ya no daba para más… Serás una persona nueva, llena de valentía y de capacidad de vivir tu vida con suficiente autonomía como para llegar a ser realmente feliz sin la necesidad de estar en una relación de pareja que ya no te hace feliz…

¡Fuerza, carajo!

3. Cultívate en lugar de irte de juerga

Ahora no vaya a ser que renuncies a esa chamba en la que eres infeliz, termines esa relación que ya no da más, y decidas irte de juerga todo el resto del año 2022… Ta que si vas a hacer eso, la vas a cagar toda por completo; luego te vas a deprimir y al final vas a estar rogando a la misma chamba o a una peor y lo mismo con el caso de tus relaciones de pareja… No, pes… Así no funciona…

Pero muy aparte de si renuncias o no a tu trabajo o si terminas o no con tu pareja actual… El asunto es que si decides dedicar tu tiempo de fin de año a cultivarte a ti mismo o a ti misma en lugar de irte de juerga o de parranda desordenada, estarás ayudándote a cerrar tu año 2022 con un comportamiento de crecimiento personal, y eso definitivamente puede ser bueno… 🏅

La mejor inversión que uno puede hacer en la vida es cultivarse… O por lo menos una de las mejores inversiones…

Y esto no quiere decir que te la vas a pasar solo o sola esta última parte del año por dedicarte a cultivarte en vez de irte de juerga… No… Para nada… Cultivarse a uno mismo puede realizarse no sólo con actividades solitarias, sino también con actividades grupales… 

A continuación algunas ideas de actividades grupales para cultivarse a uno mismo, las cuales, también, se pueden hacer en soledad:

😉

Para el cuerpo:

  • Gratis y en casa: Ejercicios tipo aeróbicos, baile, planchas, abdominales, sentadillas o ranas, artes marciales…
  • Gratis y al aire libre: Trotar o correr, patinar, montar bicicleta, hacer barras, juntarse en grupo para bailar, practicar artes marciales, hacer yoga…
  • Con inversión: Pues las clásicas, como el gimnasio; y cualquier otra que desees pagar…

Para la mente:

  • Ver películas con contenido de valor educacional, en casa con la familia o con los amigos… También puede ser en los cines convencionales, si pasan una de esas películas; o también en las muchas salas de cine culturales que suelen haber en las ciudades (bueno, en Lima hay muchas)…
  • Salir a tomar un café para tener una conversación constructiva sobre un tema determinado, que pueda ayudarte en algún área de tu vida o de la vida de todos quienes vayan a tomarse el café…
  • Tomar un curso que se lleve en grupo…

Para el espíritu:

  • Pasar tiempo con tus seres queridos… No para juerga de fin de año, porque ahí ya no es cultivarte a ti mismo… Hablo de tiempo sano y de calidad, que alimente tu espíritu…
  • Salir en grupo a hacerle el bien a algún ser vivo… O a hacer alguna actividad en grupo que sea del tipo voluntariado… El hacer el bien a los demás o el dar el bien a los demás es casi siempre una excelente actividad espiritual…
  • Ir en grupo a disfrutar de la Madre Naturaleza… Definitivamente eso ayuda a alimentar el espíritu… 🙂

Recuerda que las diversas áreas de tu ser están entrelazadas; así que de alguna manera, si te cultivas en un área, estarás ayudando a la otra… Claro que por supuesto que desde luego que unas actividades afectan más a algunas áreas que a otras… No shea loquita, no shea locón… Siempre pensando, pe barrio… 😎

Anotación final:

Te deseo un excelente cierre de año 2022…

Si piensas que queda poco tiempo para aprovechar este año, acá te dejo este extracto de un poema que he mencionado en otras ocasiones, que dice así:

Si puedes convertir el minuto implacable

en sesenta segundos de distancia recorrida,

la Tierra y todo lo que hay en ella te pertenecen…

Ah… Y lo más importante… ¡Serás un hombre, hijo mío!

El poema se llama “Si…”, y fue escrito por Rudyard Kipling… 

Me parece recordar que alguna vez me llegó el dato de que al parecer Rudyard Kipling lo escribió para su hijo, quien en esos momentos pasaba por serias dificultades… La verdad no tengo idea, pero me gusta esa historia posible, así que por el momento me quedo con ella… 😆

Puedes hacer de estos días que le quedan al año 2022 los mejores días de este año… ¡Avanza! Entendiendo por este avance, la construcción de tu felicidad… 🙂💪👊

Gracias por tu tiempo de lectura…

¡Y que estemos muy bien todos!

🙏🔥☀

Enriquece la información con el video correspondiente


Huayranga School

Te ofrecemos nuestro servicio de Asesorías personales para el desarrollo personal integral y para la gestión emocional, entre otros temas. Si deseas más información, puedes hacer click aquí o comunicarte directamente con nosotros a nuestro WhatsApp 981224488 ó a nuestro correo electrónico huayranga@huayranga.com. Estaremos encantados de atenderte ?

Deja una respuesta

Regístrate

Con tu red social preferida

O con tu correo

Inicia sesión

Con tu red social preferida

O con tu correo